martes, 29 de julio de 2014

Reseña "El teorema Katherine" de John Green

Título: El teorema Katherine
Autor: John Green
Editorial: Nube de tinta
Páginas: 320
Precio: 14,95 euros
Género: realismo
ISBN: 9788415594314




SINOPSIS
Según Colin Singleton existen dos tipos de persona: los que dejan y los que son dejados. Él, sin duda, pertenece al segundo. Su última ex, Katherine XIX, no es una reina, sino la Katherine número diecinueve, que le ha roto el corazón. Para escapar de su mal de amores, y con el propósito de hallar un teorema que explique la maldición de las Katherine, Colin emprende junto a su amigo Hassan una aventura que le llevará a Gutshot, un pueblecito de Tennessee, y a la sospecha de que en la vida la inteligencia no siempre es la mejor compañera de viaje.

OPINIÓN
¿Que por qué compré este libro? John Green. ¿Algo más? Yo creo que los que nos enamoramos de Bajo la misma estrella leeremos cualquier cosa que publique este señor aunque sea un ensayo sobre palomas. Y esto es así. Negadlo si os atrevéis *risa malvada*.
Pero claro, no se puede ser perfecto, y John Green, desgraciadamente, no es un escritor perfecto. Eso se demuestra en este libro. Porque sí, es un buen libro, pero tampoco tanto como cabía esperar. O no tanto como yo esperaba. Una decepción, al fin y al cabo.
La historia es un poco... hummm... raruna. Trata de Colin Singleton, un chico prodigio (no confundir con genio) con una extraña obsesión por salir con chicas llamadas Katherine, que siempre acaban dejándole. Tras la ruptura de la Katherine XIV decide hacer un viaje por carretera junto a su amigo Hassan, un viaje que le abrirá los ojos más de lo esperado. Aparcan en Gutshot, un pueblecito de Tennessee (como bien dice la sinopsis) en el que conocen a Lisey, una chica de 17 años muy peculiar que les dará cobijo en el lugar y que les ofrecerá su peculiar amistad. Durante su estancia en Gutshot, Colin tiene su "momento Eureka", que es algo así como el momento en el que tienes una idea genial por la que dejarás de ser un prodigio para convertirte en genio (y no siempre ocurre). Su idea es crear un teorema que le desvele el porqué de su problema con las Katherines, por qué cuando tiene la impresión de que empiezan a conocerle de verdad cortan con él, y que le ayude a calcular cuanto durará una relación y quién cortará con quién.
Una historia, cuanto menos, original. Pero no creo que el autor haya sabido llevarla demasiado bien... La primera mitad de la historia la verdad es que me ha aburrido bastante. Siento tener que decirlo, pero creo que el autor ha querido marcarse su propio "Momento eureka" con esta novela, ha querido hacer un libro profundo y filosófico que cause furor, meter cantidad de reflexiones y moralejas inspiradoras en una trama que no da para más. Y claro, así llegas a las doscientas páginas del libro y la situación te deja con cara de WTF, por surrealista. La mayor parte del rato no me he creído lo que ocurría. Menos mal que sobre la segunda mitad del libro mejora la cosa, y la historia se vuelve más tierna y bonita, pero sin perder el toque realista y mordaz al que Green nos tiene acostumbrados. Además, el final me ha parecido muy bueno, y hace que merezca la pena leer esta curiosa historia.
Los personajes... bueno, están bien. No tienen esa magia que John Green pone en sus personajes que hace que los adore, de acuerdo, pero tampoco tengo queja de ellos. Tan solo puedo criticar los lazos que se crean entre ellos. La amistad de Hassan y Colin no me ha llegado demasiado adentro. A lo mejor es porque, a pesar de que intentan ayudarse en todo, también se lo reprochan todo. Y la amistad que este dúo ha creado con Lisey ha sido... precipitada. Y la relación que Lisey tiene con su madre es la relación menos madre-hija que he leído. Bueno, seguramente esté exagerando mucho, pero es que me ha parecido muy raro.
Otro fallo es que, para mí, hay demasiadas explicaciones matemáticas y mal explicadas (aunque claro, esto es poco objetivo... porque yo no soporto los números), de hecho al final de El teorema Katherine hay unas páginas dedicadas a explicar cómo se entiende la ecuación de el teorema creado por Colin y un montón de cosas numéricas que ni me molesté en leer. Supongo que, si te van los números, te interesará, pero desde luego no es mi caso. Eso sí, el libro está repleto de otra clase de datos de cultural general (aunque predomina la Historia) que sí me han resultado interesante.
La narración (en primera persona desde el punto de vista de Colin)... ah, impecable, como siempre. Ese es el gran punto fuerte de John Green: diálogos chispeantes, reflexiones buenísimas, frases para enmarcar, descripciones muy completas sin caer en lo pesado... A mí, personalmente, este hombre me encanta. Esta historia cojea por muchos sitios, de acuerdo, pero la prosa que la mueve no puede estar más pulida.
La edición por dentro es normalita, y aunque la portada no es demasiado bonita sí tiene un color que me encanta, un rojo fuerte precioso. Además, el hecho de que hayan decidido hacer las ediciones al mismo estilo con el lomo parecido como si fuera una colección me ha parecido un detalle por parte de la editorial.

Total, un libro que merece la pena, pero que sigue siendo una pequeña decepción en lo que a mí respecta. Esperaba algo sobresaliente y se queda en un bien. Tiene pequeños fallos... el problema es que son muchos pequeños fallos. Pero también me ha resultado una historia inspiradora y alocada que sí recomiendo. Aunque, por favor, si queréis adentraros en la bibliografía de este señor, no empecéis por este libro.

Lo mejor: la narración y lo inspiradora que resulta la historia.
Lo peor: una trama que se cae sobre el peso de sí misma.

PUNTUACIÓN
6/10

3 comentarios:

  1. ME GUSTARIA SABER SI SOY LA UNICA QUE SE DIO CUENTA DEL ERROR EN LA HISTORIA, BUENO NO SE SI ES UN ERROR EN LA NARRACION O DE LA EDITORIAL CUANDO LO TRADUJERON AL ESPAÑOL

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar